¡Niko cumple uno!

El rey de la casa cumple uno

Y a mami se le cae la baba… No sabemos exactamente cuando nació pero cuando lo fuimos a recoger nos dijeron que sobre mediados de mayo de 2020.

A Niko lo adoptamos a través de una asociación Cántabra [alas de Liébana]. Estando en Pirineos, en julio, vimos su foto en una red social. Esta asociación pedía ayuda para él. Tenía sólo 3 meses y parece ser que al poco de nacer se dio un golpe en la cadera que le provocó que llevara una de sus patitas arrastrando. La pata izquierda la usaba para impulsarse y la arrastraba. Esto le estaba generando una herida en el interior de la pata derecha debido al rozamiento con el suelo. Por eso pedían una adopción rápida para él. Cuando vimos la foto y el vídeo nos llegó al corazón. Volvimos de vacaciones y decidimos ir a por él [nosotros vivimos en  Vitoria].

Fue mi pareja un jueves, a finales de julio, y tras 2 intentos fallidos de adopción con otras dos familias que lo «devolvieron», pasó a ser miembro la nuestra.

Cumplegatos
2020 - 2021

Pruebas iniciales y primeros resultados

Niko llego a casa con una diarrea importante. Pedimos cita con el veterinario para tratar esa diarrea y desparasitar inicialmente. Le hicimos también las pruebas de inmuno y de leucemia y le tratamos los ojitos porque tenía una pequeña infección.

La diarrea nos costó bastante cortarla. Niko estuvo más de un mes medicado y con alimentación especial y cuando parecía que podía tener algo más e íbamos a empezar a hacer pruebas más específicas empezó a mejorar. Los resultados de inmuno y leucemia dieron negativos, así que genial!

Y el siguiente paso fue hacer algo por su patita. La herida que tenía en la entrepierna era importante. Tratamos con blastoestimulina para curar la herida. Se la intentábamos dar en momento siesta o momento mimos porque sino se la chupaba toda o se iba corriendo y adiós crema. También pensamos en hacerle algún traje a medida pero finalmente no fue necesario. Tras hacerle radiografías y una ecografía, los diferentes especialistas que le vieron no se ponían de acuerdo sobre amputar la pata o no. He de decir que Niko, en estático, se apoya sobre sus 4 patas , pero cuando anda o corre, es cuando arrastra la pata derecha. Así que, finalmente y como sólo uno de los especialistas era partidario de amputar, decidimos no hacerlo. Hoy por hoy , estamos valorando la posibilidad de buscar otra opinión en una clínica en Indautxu. Queremos poder determinar si Niko pudiera tener alguna opción de mejora mediante una operación. Hasta ahora no nos han dado muchas esperanzas al respecto, pero nunca se sabe…

¿Pobre gatito?

Es la típica frase que escuchas cuando adoptas un gato o cualquier otro animal con algún problema de estas u otras características. Y ya cuando te dicen que eres un@ valiente por adoptarles no sabes qué contestar. 

Niko lleva una vida normal. A pesar de arrastrar la patita, como el suelo que tenemos en casa desliza bien, ya no se le forman heridas. Tiene una buena calidad de vida como la tiene cualquier otro gato sin ninguna patología. Sí que tenemos que vigilar el momento «arenero» porque a veces , según cómo se coloque, se mea la patita que no mueve y hay que limpiársela, pero considero que eso no es un «problema» o un motivo para no adoptar.

Por eso os animo a que también a ell@s les deis una oportunidad. Os estáis perdiendo a peludos maravillosos con mucho amor para dar. Al fin y al cabo nadie es perfecto!

Niko siesta
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *